Cookies!

Bioguia utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

Alimentación

5 nutrientes que no pueden faltar y cómo incorporarlos a la dieta

Esto es lo que verdaderamente necesitas para que no le falte nada a tu dieta.

Alimentación

5 nutrientes que no pueden faltar y cómo incorporarlos a la dieta

Esto es lo que verdaderamente necesitas para que no le falte nada a tu dieta.

Waleska Bustos

08/05/2019

Vivimos en una era en la que las dietas "milagrosas" abundan y los gurús nutricionales dominan las redes. En medio de esta avalancha de información, es fácil perder el rumbo de lo que realmente necesitamos: los nutrientes elementales.

Los nutrientes son esenciales para el crecimiento, la reproducción y la buena salud, y se dividen en macronutrientes (proteínas, carbohidratos y grasas) y micronutrientes (vitaminas y minerales).

Aquí te contamos cuáles son los cinco nutrientes esenciales que necesitas para vivir y en qué alimentos los puedes encontrar.

[También podría interesarte: Tus antojos pueden indicar que te faltan estos nutrientes]

Huevos: fuente de proteínas

1. Proteínas

Uno de los tres macronutrientes. Son moléculas grandes que están formadas por cadenas de aminoácidos y cumplen varias funciones críticas en nuestro organismo. Algunas de ellas son estructura y soporte de las células, anticuerpos, regulación hormonal y transporte de oxígeno.

Algunas de las proteínas están formadas por aminoácidos conocidos como "esenciales", porque si bien son invaluables para el organismo, no los producimos naturalmente. Es entonces cuando debemos acudir los huevos y los lácteos, según indica Javier Marhuenda, nutricionista español.

Para los vegetarianos y veganos la adquisición de proteínas es complicada, porque provienen en su mayoría de fuentes animales. "Las personas que sigan una dieta vegana deben acudir a la complementación de proteínas", asegura el endocrinólogo Francisco Botella. Los veganos deben combinar alimentos de tal manera que alcancen las cuotas nutricionales necesarias.

[También te puede interesar: Estos síntomas determinan que te faltan proteínas y así puedes incorporarlas (sin comer carne)]

carbohidratos pasta
Fuente: Pixabay

2. Carbohidratos

Son la fuente más importante de energía. El sistema digestivo convierte los hidratos de carbono en la glucosa que utilizan nuestras células, tejidos y órganos como combustible para funcionar. En los últimos años se ha desarrollado una tendencia que algunos llaman "carbofobia", que es la aversión por los alimentos ricos en carbohidratos.

Si bien es cierto que los carbohidratos no son 100% esenciales, porque somos capaces de producir los que necesitamos, excluirlos de nuestra dieta puede "desencadenar una acidosis, que puede provocar graves problemas de salud y fallo orgánico", según Marhuenda.

Algunas fuentes saludables de carbohidratos son las frutas, las verduras, la leche, los frutos secos, las semillas, los cereales y las legumbres. Lo mejor es consumirlos enteros e integrales.

Frutos secos: fuente de grasas saludables

3. Lípidos

Los lípidos o grasas han adquirido mala fama como resultado de los productos bajos en grasa, 0% grasas, o light, aunque cabe mencionar que estos productos suelen no ser tan sanos como los venden. Pero a pesar de su reputación, las grasas son necesarias y hay que aprender a diferenciar entre buenas y malas.

"Las grasas son una fuente importante de energía, ayudan al organismo a absorber algunas vitaminas y minerales, a construir las membranas celulares y las vainas que rodean los nervios", según la Escuela Médica de Harvard. Las grasas buenas son las monoinsaturadas y las poliinsaturadas, y las malas son las grasas trans y las saturadas.

El aceite de oliva virgen extra, el aguacate o los frutos secos son fuentes importantes de grasas buenas.

cítricos vitaminas

4. Vitaminas

Hay 13 vitaminas esenciales, y no te debes dejar engañar por su pequeño tamaño y bajas concentraciones en los alimentos: unos gramos de más o menos tendrán un impacto enorme en tu nutrición. La carencia de vitaminas puede llevar a enfermedades mortales.

Las vitaminas están implicadas en la regulación del metabolismo e intervienen profundamente en el sistema hormonal. Las frutas y verduras suelen tener altas concentraciones de ciertas vitaminas, pero otras se encuentran principalmente en fuentes animales, por lo que la única manera de adquirir las concentraciones adecuadas es variar la dieta todo lo posible.

Banana: fuente de potasio

5. Minerales

El segundo de los micronutrientes. Los minerales tienen un sinfín de funciones, entre las que destacan el mantenimiento de los huesos, el sistema cardiovascular y el nervioso, así como funciones vitales en los sistemas endocrino y enzimático.

Hay dos tipos. Primero, los macrominerales, que los necesitamos en mayor cantidad: el calcio, el fósforo, el magnesio, el sodio, el potasio, el cloro y el azufre. Y segundo, los oligoelementos, que los necesitamos en menor cantidad: el hierro, el manganeso, el cobre, el yodo, el zinc, el cobalto, el flúor y el selenio.

La dieta variada es la única manera de adquirir los minerales necesarios para el cuerpo.

[También podría interesarte: 5 trucos para comer más verduras, verdes y vegetales incluso si no te gustan]

Estos son los cinco nutrientes esenciales que deben estar incluidos dentro de cualquier dieta saludable. Los medios para consumirlos son variables, pero deben entrar a tu cuerpo de una forma u otra si tu objetivo es llevar una alimentación sana.

¡Comparte esta información!

Fuente:

El País

Harvard Health Publishing


Otros

Alimentación

10 alimentos deliciosos que tienen menos de 50 calorías

Estos alimentos son saludables, bajos en calorías y deliciosos. ¡Una combinación ganadora!

Hogar

La huerta propia, una tendencia que se instala cada vez más

Tener una huerta en casa tiene múltiples ventajas: ofrece una alimentación saludable, permite consumir productos libres de químicos y cuidar el ambiente.

Alimentación

Baobab: el súperalimento con 6 veces más vitamina C que las naranjas

El baobab es un árbol originario de las zonas más secas de África. Por su gran valor nutricional, los expertos consideran que su fruto es un súperalimento.

share