Una de las cosasque nadie te dice al crecer es que palabras como “inflamación” saldrán de tuboca más seguido de lo que crees y antes de lo que esperas. Tal vez porqueantes nuestros abuelos o padres no las decían hasta que tenían 35 años o más, peroahora puede que alguien de 25 o menos se preocupe por sentirse inflamado todoel tiempo. 

No es la fragilidadde los jóvenes, sino las dietas ricas en azúcar refinada y comida procesada. Muchos prácticamente crecimos con estos alimentos toda nuestra vida y lo que noimaginábamos era que el exceso de estos componentes afectarían nuestro sistemadigestivo.  

[Lee también: Cómo reducir la inflamación abdominal y eliminar las molestias digestivas a la vez]

Por eso lainflamación -que si es mínima es buena porque ayuda al cuerpo a combatirinfecciones y es la manera en que responde a lesiones, pero en excesocompromete nuestra salud- debe ser regulada y estos alimentos te ayudarán alograrlo.  

Pepino

inflamación pepino

Rico en potasio y magnesio, el pepino es bueno para combatir la inflamación, eliminar toxinas y asegurarse de eliminar el agua que retienes. Además fitonutrientes del pepino trabajan para inhibir enzimas proinflamatorias que te afectan diariamente.  

[Lee también: Remedio casero con bicarbonato de sodio y miel para combatir las enfermedades]


Cúrcuma

inflamación cúrcuma

De acuerdo al sitio Byrdie: “La cúcuma es una de las mejores hierbas antiinflamatorias por una buena razón: reduce el nivel de azúcar en la sangre, la oxidación y el exceso celular que provoca inflamación”. 

Piña

inflamación piña

Deliciosa y con pocas calorías, la piña es rica en bromelina que procesa las proteínas y sirve como un antiinflamatorio para las personas que sufren de artritis o para quienes tienen hinchazón después de una cirugía. Según el sitio Infosalus, su efecto es mayor si se come en ayunas.  

Chocolate

inflamación chocolate

Tal vez los mayas consumían el cacao porque conocían sus ricos beneficios para la salud. Vitaminas A, D, E y otras más se encuentran en las semillas que nos da el chocolate. Son fuente de taninos y compuestos fenólicos que ayudan a combatir la inflamación provocada por los radicales libres.  

Aceite de oliva

inflamación aceite de oliva

Aunque suene asqueroso, una cucharadita de aceite de oliva de vez en cuando ayuda a limpiar el intestino y reduce considerablemente la inflamación. El oleocantal es responsable de eso, pues sus efectos son similares a los del ibuprofeno.  

Importante: Debe aclararse que La Bioguía no da consejos médicos ni receta el uso de técnicas como forma de tratamiento para problemas físicos o mentales sin el consejo de un médico, sea directa o indirectamente. En el caso de aplicar con ese fin alguna información de este sitio, La Bioguía no asume la responsabilidad de esos actos. La intención del sitio es solamente ofrecer información de naturaleza general para ayudar en la búsqueda de desarrollo y crecimiento personal.