Nuestro cuerpoentiende los cambios de forma inmediata, pero nuestra mente muchas veces tardaun poco más en comenzar a entender lo que está sucediendo. Así es como pasa conlos alimentos que consumimos, ya sea para bien o para mal. Cuando algo entra ennuestro organismo, este comienza a trabajar, asimilando lo que acaba de ingeriry procesándolo para sacar el mayor beneficio de él, y si lo llenamos de comida chatarra, puedesestar seguro que las consecuencias no serán buenas.  

 Sin embargo, alcortar con los productos y la comida que nos hace daño, el cuerpo tambiénentiende que sólo estamos ingiriendo nutrientes que nos ayudan y así su trabajopara desintoxicar el cuerpo, regular la salud y cortar el exceso en nosotros,comienza. Si tan sólo dejaras de comer ciertos alimentos por un mes, descubriríasque tu cuerpo puede cambiar drásticamente en ese pequeño periodo, así como tuhumor y autoestima. 

Azúcar

azucar

Una de las cosas más difíciles de dejar. Casi toda la comida empaquetada que se puede considerar deliciosa está llena de azúcar, ya sea natural o refinada, por lo que no se trata sólo de cortar los dulces y las bolsas de azúcar en el café, sino de abandonar la salsa de tomate, goma de mascar, aderezo de ensaladas y más.  

Dejar de comer azúcar puede generar algo similar al síndrome de abstinencia, cambiando tu humor, generando dolor de cabeza y hasta provocar sensibilidad ante la temperatura. Sin embargo, al dejarlo, detendrás por mucho el envejecimiento, dormirás mejor y comenzarás a perder peso por todos los alimentos que si antes consumías, ahora no podrás tocar.  

Carbohidratos

carbohidratos

Cortar con los carbohidratos que están en las galletas y los dulces es una decisión difícil, pero al hacerlo, comenzarás a quemar grasa inmediatamente, pues al dejar de trabajar con carbohidratos el cuerpo sólo puede acudir a la grasa para generar más energía. Al dejar los carbohidratos te obligarás a comer más fibra, proteínas y grasas buenas, por lo que tu cuerpo consumirá exactamente lo que verdaderamente satisface tu hambre.   

Alcohol

beber

El alcohol puede ser una de las drogas más adictivas, sobre todo por ser de fácil acceso para la mayoría. El cuerpo se acostumbra al alcohol rápidamente y no importa lo bien que te haga sentir, las consecuencias negativas siempre son mayores.  

Simplemente al dejar el alcohol por un mes tu cuerpo se limpiará de formas inimaginables y aunque experimentarás síndrome de abstinencia como con el azúcar, al final perderás mucho peso, tu piel lucirá mucho mejor, dejarás de absorber agua y el hinchazón en todo tu cuerpo se reducirá y tus niveles sanguíneos se regularán.  

Si esperas que un mes dejando todo esto funcione, debes consultar con un nutriólogo para que te prepare una dieta que sustituya todos esos nutrientes, que aunque son malos, te ayudan a funcionar día a día. Además, no puedes no hacer ejercicio si realmente quieres que en un mes tu cuerpo cambie drásticamente y para bien.