• Cursos
  • Suscribete gratis a nuestro Newsletter

Ambiente

China redujo sus emisiones por el freno que impuso el coronavirus

En las semanas posteriores al año nuevo lunar, las actividades económicas del país han disminuido, y con ellas, las emisiones de CO2 y NO2.

Waleska Bustos

21/02/2020

Ambiente

China redujo sus emisiones por el freno que impuso el coronavirus

En las semanas posteriores al año nuevo lunar, las actividades económicas del país han disminuido, y con ellas, las emisiones de CO2 y NO2.

Waleska Bustos

El coronavirus, identificado originalmente en la ciudad de Wuhan y relacionado con la venta de animales silvestres, ha causado 2250 muertes y hay 75 000 casos registrados. La epidemia ha puesto bajo presión extrema al sistema de salud de China y al de los demás países en los que se ha propagado.

Una consecuencia de la que no se ha hablado mucho, ha sido su efecto en las emisiones de carbono de la nación asiática, las cuales, según un nuevo informe, se han reducido dramáticamente desde principios de 2020.

El virus ha tenido un efecto considerable sobre las emisiones de CO2, algo positivo desde el punto de vista del cambio climático y la contaminación del aire.

Según un informe de Carbon Brief, la interrupción de la economía de China ha significado que el país ha emitido aproximadamente un 25% menos de CO2 desde el fin de las celebraciones del año nuevo chino.

Las causas

La interrupción de algunos de los sectores de la economía china ha llevado a este descenso considerable en el impacto ambiental de sus industrias. Tradicionalmente, todo se cierra para las celebraciones del Año Nuevo Lunar, y luego vuelve a ponerse en marcha una semana después. Pero este año no fue así.

Las fábricas y otros negocios han permanecido cerrados. El uso de carbón en las centrales eléctricas está en su punto mínimo en cuatro años. La producción de petróleo y acero es más baja que en cualquier otro momento desde que la economía china sufrió un revés en 2015.

Por otro lado, los viajes aéreos nacionales se han visto muy restringidos a medida que el gobierno chino intenta contener la propagación de la epidemia. En total, esto equivale a aproximadamente 100 millones de toneladas menos de CO2 en la atmósfera, o una reducción del 6% de las emisiones globales.

Suponiendo que la economía de China no se ponga en marcha para compensar, los niveles globales de CO2 se mantendrán o incluso podrían disminuir ligeramente para fines de 2020.

coronavirus

Otra medida de la contaminación del aire también ha presentado mejoras como resultado del brote del coronavirus. Según las mediciones satelitales, los niveles de dióxido de nitrógeno (NO2) en China han sido un 39% más bajos en las dos semanas anteriores a la publicación del estudio, en comparación con el mismo período en 2019.

Esa será una buena noticia para las personas infectadas con esta enfermedad respiratoria, dado que los óxidos de nitrógeno son irritantes pulmonares poderosos y son responsables de un estimado de 38.000 muertes prematuras como resultado de las emisiones de diesel.

¿Será permanente la disminución?

Lauri Myllyvirta, experta en calidad del aire y energía en China, advierte de que este recorte de las emisiones de China un efecto temporal, hasta que el país recupere su actividad habitual.

Con el paso de las semanas y los meses, se espera que las actividades comerciales y de tránsito regresen a su ritmo normal, y como resultado incrementen nuevamente las emisiones de carbono.

Fuente:

CarbonBrief


Otros

Tendencias

Jeff Bezos hará una donación millonaria para luchar contra la crisis climática

El dueño de Amazon anunció que creará un fondo para financiar a científicos, activistas y organizaciones sin fines de lucro.

Ambiente

La primera especie extinguida de 2020: el pez remo gigante chino

Vivía en el río Yangtsé. La construcción de represas bloqueó los hábitos migratorios del animal y su reproducción.

Salud

8 formas de disfrutar las propiedades terapéuticas de los aceites esenciales

La aromaterapia puede ayudar a relajar, activar o estimular los sentidos. Descubre cómo aplicarla en tu día a día.

share