Varios científicos descubren un nuevo coronavirus en Malasia que podría transmitirse de perros a humanos. El hallazgo se hizo en el año 2018, pero hasta se ha hecho el anuncio y se tiene certeza de la nueva variante del virus.

También te puede interesar: La UE prevé donar cien millones de dosis a países pobres a finales de 2021

Es el octavo coronavirus que afecta a los humanos

Ocurre que los coronavirus son conocidos desde 1968. En total, se creía existían unas 40 modalidades de estos virus. Igualmente, se pensaba que solo 4 de sus variantes podían trastornar la salud humana.

¡Pero en el siglo XX todo cambio! Hubo epidemias de SARS-CoV en 2002 y de MERS-CoV en 2012. Finalmente, la pandemia del 2019, 2020 y que sigue en el 2021 con el SARS-CoV-2 deja en claro que es un virus peligroso.

Se sabe que este virus afecta a varias especies animales. No obstante, en tiempos recientes que se ha demostrado que puede transmitirse a las personas. En buena medida, una consecuencia de los hábitats naturales de muchas veces.

La pandemia de 2019 y la aparición de nuevas cepas

Ocurre que la pandemia del coronavirus inició en 2019, en China. Desde ahí, pasó a Europa y al resto del planeta. Se han planteado vacunas, así como soluciones para atacar este problema de salud.

Por una parte, los investigadores procuran encontrar maneras de controlar este virus. No obstante, se han topado con una sorpresa: ocurre que este agente infeccioso es capaz de multar con bastante rapidez.

Por ejemplo, se sabe de una mutación del coronavirus en Brasil. También, se añade una nueva cepa de Covid en el Reino Unido. Se agregan la variante sudafricana, así como otras detectada en la India.

Ahora, sucede que se ha encontrado al CCoV-HuPn-2018 en Malasia. Este último tiene la cualidad de pasar los perros a humano. Es decir, las mascotas caninas son ahora un posible vector de transmisión de la enfermedad.

Investigación realizada entre varias universidades

Tres centros académicos han anunciado el hallazgo: la Universidad Estatal de Ohio, la Universidad de Duke y la Universidad SEGi, esta última de Malasia. Para este trabajo, se analizaron varios hisopos nasales.

El resultado es que el virus estaba presente en personas que tenían mascotas. Al estudiar a los animales, se encontró que todos eran perros. Igualmente, se estudió los canes y se encontró al virus en todas nuestras.

Los resultados son evidentes. Es una variante del virus que afecta a estos animales y a sus dueños. Por ende, es un motivo de estudio para los investigadores.

También te puede interesar: Un rascacielos chino se tambalea misteriosamente y aterra a cientos de personas

¿Será acaso una nueva cepa? Todos esperan que no sea algo complicado, pues implicaría buscar un tratamiento específico. En dado caso, por ahora las autoridades médicas de Malasia dicen que no es necesario alarmarse.

Fuente:

MUY INTERESANTE