Cookies!

Bioguia utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

Salud

Problemas en la tiroides y otras enfermedades que se revelan con la menstruación

La menstruación es un proceso natural del cuerpo, pero cuando viene con dolor abdominal intenso y coágulos, puede revelar problemas de salud.

Salud

Problemas en la tiroides y otras enfermedades que se revelan con la menstruación

La menstruación es un proceso natural del cuerpo, pero cuando viene con dolor abdominal intenso y coágulos, puede revelar problemas de salud.

Simona Ichariba

25/09/2019

La menstruación ocurre cada mes, cada 28 días aproximadamente y suele durar entre tres días y una semana. El objetivo de este proceso en la mujer es expulsar el endometrio, que se había ido engrosando como preparación para recibir, retener y nutrir al óvulo fecundado.

Para muchas mujeres, los coágulos pueden parecer desagradables, pero no son más que una mezcla de células muertas, sangre y la capa superior del endometrio. Y aunque en la mayoría de los casos es normal que se presenten, no hay que dejar de lado que es uno de los principales síntomas de otras enfermedades que afectan los órganos reproductivos de las mujeres.

Pueden revelar, entre otras cosas, problemas en la tiroides, ovario poliquístico, fibromas uterinos o hasta cáncer cervical. Por eso es necesario que acudas a un ginecólogo con regularidad y te asegures de que todo esté bien.

shutterstock_114630010.jpg

[También te puede interesar: Tener cólicos menstruales es como sufrir un ataque al corazón, según la ciencia]

Según indica Mayo Clinic, los coágulos menstruales aparecen durante los primeros días del periodo y son pequeños. Sin embargo, si llegan a ser más grandes y se presentan constantemente cuando estás en tus días, pueden indicar que algo no está bien en tu útero u ovarios.

Estos son los factores externos que influyen en la formación de coágulos:

Problemas en la tiroides

El hipotiroidismo se asocia con alteraciones menstruales, y a veces con abundantes coágulos. Este se diagnostica con frecuencia en el contexto del estudio de la irregularidad menstrual, que puede ser polimenorrea (ciclos de menos de 21 días) u oligomenorrea (ciclos mayores de 35 días).

Endometriosis

Es frecuente en mujeres de 30-40 años. Si se sufren reglas con intenso dolor, lo más probable es que se tenga esta dolencia. Con la endometriosis es común la presencia de coágulos de sangre.

El tejido expulsado queda en el abdomen y provoca esas molestias en la mujer. Lo que ocurre es que el endometrio se desarrolla fuera del útero, normalmente en las Trompas de Falopio.

Pólipos uterinos

Esta enfermedad es similar a la endometriosis, solo que el tejido endometrial crece solo dentro del útero, pero lo hace en exceso y produce un sangrado irregular y muy intenso, acompañado de los coágulos.

Esta afección puede no causar más complicaciones, pero no es del todo inofensiva. Aunque los pólipos uterinos suelen ser benignos, también pueden volverse cancerosos, de acuerdo con Prevention.

[También te puede interesar: Qué es la endometriosis y cómo tratarla de forma natural]

shutterstock_625466351.jpg

Fibromas uterinos

También llamados leiomiomas o miomas, son tumores del útero que no son cancerosos, pero pueden distorsionar y agrandar el útero al grado de necesitar una cirugía para removerlos, de acuerdo con Mayo Clinic.

La mayoría de las mujeres que tienen fibromas no manifiestan señales, pues esto depende de su ubicación en el útero, el tamaño y la cantidad.

Ovario poliquístico

Este trastorno se debe al desequilibrio hormonal, en el que hay un alto nivel de andrógenos. Estas hormonas normalmente se encuentran en pequeñas cantidades en las mujeres, pero pueden llevar al desarrollo de pequeños quistes en los ovarios.

Igual que la endometriosis, esta enfermedad puede ocasionar irregularidades menstruales e infertilidad debido a problemas en la liberación de los óvulos maduros y, con frecuencia, suele diagnosticarse en mujeres de entre 20 y 30 años.

Cáncer cervical

Un flujo anormal, sangrado durante las relaciones sexuales y periodos menstruales más abundantes de lo común suelen ser síntomas del cáncer cervical, de acuerdo con Planned Parenthood. Por lo tanto, también pueden presentarse coágulos.

Esta enfermedad es una de las principales causas de muerte por cáncer en mujeres en Estados Unidos, según American Cancer Society.

También recuerda que el estrés puede retrasar la regla varios días, por lo que en el momento que se produzca, será más intensa y con posibilidad de coágulos.

Si tus períodos menstruales parecen más abundantes que de costumbre -por ejemplo, empapas una toalla absorbente o tampón por hora por varias horas, o se desprenden coágulos muy grandes - pide una consulta ginecológica lo antes posible.

Importante: Debe aclararse que Bioguia no da consejos médicos ni receta el uso de técnicas como forma de tratamiento para problemas físicos o mentales sin el consejo de un médico, sea directa o indirectamente. En el caso de aplicar con ese fin alguna información de este sitio, Bioguia no asume la responsabilidad de esos actos. La intención del sitio es solamente ofrecer información de naturaleza general para ayudar en la búsqueda de desarrollo y crecimiento personal.

Fuentes:

Mayo Clinic

Salud180

Telemundo


Otros

Tendencias

Dio a luz solo 2 meses después de su parto anterior: ¿cómo es posible?

Debido a una rara condición genética, una joven madre estuvo embarazada de dos bebés al mismo tiempo sin darse cuenta.

Salud

Por qué debería preocuparte encontrar este insecto en casa

Hay muchos animales e insectos que no son agradables de encontrar en casa, pero la vinchuca es uno de los más peligrosos y este es el motivo.

Tendencias

Cumplió 107 años y afirma que el secreto de su longevidad no es ni la alimentaci

¿Hay algún secreto para vivir muchos años con buena calidad de vida? ¿Es la alimentación? ¿Es el ejercicio? Esta abuela tiene una respuesta diferente.

share