La gastritis es una condición muy común, que ocurre por una inflamación de la mucosa que reviste el estómago y puede ser aguda o crónica. Sus síntomas son muy incómodos y en ocasiones pueden parecerse a los de una úlcera.

Gastritis: ¿Qué es?

La gastritis es una condición inflamatoria que produce molestias a la hora de asimilar los alimentos. En realidad se trata de un término general para un grupo de enfermedades que tienen un punto en común: la inflamación de la mucosa del estómago.

Cuando ocurre súbita y esporádicamente se denomina ''gastritis aguda''. Cuando es una condición prolongada en el tiempo puede tratarse de una gastritis crónica.

Generalmente el estómago está recubierto por ciertos mecanismos de defensa naturales que protegen el tejido del efecto de los propios ácidos gástricos. Cuando estos mecanismos se rompen, por ejemplo por un a infección o por el uso de antiinflamatorios no esteroideos, aparece la gastritis.

gastritis que es

Gastritis síntomas

Entre los síntomas de la gastritis están:

1) Dolor o ardor en la boca del estómago que puede mejorar o empeorar al comer.

2) Náuseas y vómitos.

3) Sensación de saciedad en la parte superior del abdomen luego de comer.

4) Acidez y malestar estomacal.

gastritis

Causas de la gastritis

Entre sus causas encontramos:

1) La ingesta de algunos fármacos como los antiinflamatorios no esteroideos. La aspirina (o ácido acetilsalicílico), ibuprofeno y naproxeno.

2) Infección de estómago causada por la bacteria 'Helicobacter pylori'.

3) El abuso de alcohol o la ingesta de alguna sustancia corrosiva.

4) Ingesta de alimentos picantes.

5) Un estado de estrés excesivo.

6) Hábitos no saludables como fumar.

Gastritis o úlcera

Si bien son problemas diferentes, se encuentran relacionados ya afectan a la mucosa del estómago.

Pero mientras que la gastritis es una inflamación de la mucosa que puede ser ocasionada por desórdenes en la alimentación o inclusive el estrés, la úlcera es una lesión con forma de llaga.

Generalmente se ocasiona a la altura del duodeno y también suele originarse por alguna inflamación bacteriana o bien por el uso de ciertos medicamentos antiinflamatorios.

gastritis

Para gastritis: medicamentos

Son diferentes los tratamientos indicados para tratar la gastritis y ello depende también del origen de la inflamación que estemos cursando. También si es algo esporádico o crónico.

Para prevenirla, en principio es importante evitar el uso prolongado de medicamentos como el ibuprofeno, el naproxeno y el ácido acetilsalicílico que alteran la protección de la mucosa estomacal.

También reducir el consumo de alcohol y de factores irritantes de los procesos gástricos como el estrés es muy importante.

De todas formas, hay que acudir a un especialista para saber de qué tipo de gastritis se trata, que no esté relacionada a una úlcera y descartar la posibilidad que esté originada por una bacteria que de no ser tratada lleva a que esta condición sea crónica y traiga otros problemas a largo plazo.

los mejores jugos para el estreñimiento

Gastritis: remedios naturales.

Si confirmamos que se trata de una situación eventual y que tiene relación con la alimentación o el estrés, podemos pensar en remedios naturales que ayuden a aliviar los síntomas de la gastritis. Por ejemplo, hay alimentos que no sólo son saludables sino que ayudan a mejorar nuestro estado de ánimo.

También realizar cambios en nuestras preferencias de alimentación, como consumir menos lácteos o inclusive incursionar en ciertas prácticas del veganismo, pueden mejorar la forma en que digerimos los alimentos.

Pero por otro lado, existen algunos tés y jugos caseros que son muy buenos para tratar las inflamaciones del sistema digestivo. Algunos de ellos son:

1) Jugo de papa: ¡Sí! Por más extraño que suene, tomar jugo de papa en ayunas disminuye la acidez y la sensación de dolor, siendo eficaz para tratar la gastritis aguda y nerviosa.

2) Té de orégano: Aunque no sea exclusivo para la gastritis, el té de orégano tiene entre sus múltiples beneficios el de aliviar las inflamaciones gastrointestinales y los espasmos estomacales. Además es un buen antimicrobiano y antiinflamatorio.

3) Jugo de banana y pera: Por su alto contenido en fibra, es otro gran aliado para tratar los trastornos del sistema digestivo.

4) Té de pimienta rosa: Más suave que las otras pimientas, tiene grandes propiedades. Es antiinflamatoria, analgésica y antiácida. En particular ayuda a combatir las gastritis producto de la bacteria Helicobacter pylori. De hecho, hay estudios que demuestran que la pimienta rosa es tan efectiva como el omeprazol para estos tratamientos.

5) Té de jengibre: Esta raíz tiene elementos que previenen la acidez, la flatulencia y la hinchazón abdominal. Es un excelente remedio para la mayoría de los trastornos digestivos, incluida la gastritis.

La solución: un estilo de vida saludable

Independientemente de cuál sea el origen de la gastritis está claro que tener una dieta saludable y bajar los niveles de estrés es imprescindible para evitar ésto y otros problemas.

Mejorar nuestra alimentación y ser más conscientes de lo que consumimos puede tener poderosos efectos benéficos en nuestras vidas y evitarnos contraer enfermedades más difíciles de tratar.

Cuéntanos, ¿has modificado algunos de tus hábitos en el último tiempo?

Fuentes: Túa Saúde, Mayo clinic.