Cookies!

Bioguia utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

Salud

Seguro haces alguna de estas cosas, pero estás dañando tu salud mental sin saberlo

Hay algunos malos hábitos muy comunes que, sin embargo, son dañinos para tu salud mental. ¿Tienes alguno de ellos? Deberías dejarlo hoy mismo.

Salud

Seguro haces alguna de estas cosas, pero estás dañando tu salud mental sin saberlo

Hay algunos malos hábitos muy comunes que, sin embargo, son dañinos para tu salud mental. ¿Tienes alguno de ellos? Deberías dejarlo hoy mismo.

Rocío Belén Suárez

29/06/2018

La vida moderna parece mucho más sencilla que la de nuestros antepasados. Podemos hablar con cualquier persona en cualquier momento, hacer compras sin moveros de casa, y, en general, vivir una vida cómoda y tranquila.

¿Cómo se explica, entonces, el increíble aumento de los problemas de salud mental? Se supone que vivimos más tranquilos… ¿Por qué nos la pasamos entre la ansiedad y la depresión? ¿Por qué, aunque todo es más rápido, tenemos cada vez menos tiempo y sufrimos más estrés?

Estas paradojas no tienen una explicación sencilla, pues son la suma de múltiples factores. Como lo resume una famosa psicóloga y escritora:

“La vida moderna no es buena para la salud mental.”

Jean Twenge.

Sin embargo, no todo está perdido. Después de todo, hay gente feliz, ¿No?

A veces, se trata de cambiar malos hábitos comunes que nos alejan de la salud mental, y concretamente la pueden dañar.

Así que si haces alguna de estas cosas, deberías pensar en cambiarlo si quieres sentirte mejor.

1. Comprar un montón de cosas innecesarias

Ha sido científicamente comprobado que gastar dinero en experiencias da más felicidad que gastarlo en cosas. ¿Por qué? Porque las experiencias nos permiten estar más presentes en el momento, y además, porque las experiencias duran toda la vida.

Nunca olvidarás ese viaje especial, o ese día que pasaste en el parque de diversiones, ¿No? Sin embargo… ¿Puedes nombrar todas las zapatillas que has tenido? ¿Acaso recuerdas todas las compras que has hecho por ebay?

Hoy, el mundo de la imagen nos hace sentir la necesidad de comprar cosas sin sentido. Cuando en verdad, lo que necesitamos es hacer más cosas con significado.

[También te puede interesar leer: Según un estudio, esto es lo que nos hace más felices que casarnos y tener hijos]

2. Usar demasiado el coche

Ya sabes lo importante que es hacer ejercicio, ¿No? Es bueno para todo tu cuerpo, y también para tus emociones, pues libera endorfinas y mejora el estado de ánimo. Así que es un gran antídoto contra la depresión, la ansiedad y el estrés.

Pero la verdad es que, si quieres un cambio significativo en tu vida y en tu salud mental, deberías pensar en alejarte un poco del coche. Está bien que lo uses si debes ir muy lejos a trabajar o a hacer algún trámite, pero… ¿Realmente necesitas moverte en él a todos lados?

Piensa en las horas de gimnasio que te ahorras si caminaras al trabajo ida y vuelta todos los días. O si salieras a dar un largo paseo todos los días, a conectarte con la naturaleza o al menos, con el entorno.

Anímate a alejarte del motor y ayuda a tu salud mental y física.

3. No priorizar el sueño

Hay tantas cosas para hacer en el día, que parece que sólo queda una opción: dormir menos. Pero en realidad, deberías saber que esa no es una opción saludable. El sueño en cantidades suficientes (nunca menos de 7 hs.) y de calidad es fundamental para la salud mental y física.

No se trata sólo de la cantidad de horas, sino también de cómo las dormimos. Si nos pasamos de cafeína para tirar hasta tarde y llegar a ese deadline, luego dormiremos excitados y nos costará entrar en sueño profundo.

Además, ver TV o usar el móvil justo antes de irse a dormir tampoco es bueno para el buen sueño. Y un mal sueño es gran causante de estrés, ansiedad y depresión.

4. Abusar de la tecnología

Los problemas de salud mental se han visto notablemente incrementados a partir de la explosión de la tecnología, especialmente de los teléfonos móviles.

Es que los smartphones nos perjudican en dos niveles. Primero, porque disminuyen el contacto personal. Es cierto que hablamos más con más personas, pero el intercambio en un café, en un bar, o en una plaza siempre es más enriquecedor (y beneficioso para la salud mental).

Además, nos distrae del momento. Tenemos el mundo a un clic y por ello, no podemos disfrutar de lo que tenemos aquí y ahora. Aunque eso parezca algo inocuo, no lo es. Disfrutar el momento es una de las claves para vivir bien y feliz, y no lograr hacerlo nos conduce a la ansiedad o la depresión.

5. No tener contacto con la naturaleza

Casi como consecuencia lógica de muchas de las cosas que hemos mencionado antes, aparece la desconexión con la naturaleza.

Pasar el día encerrados es muy malo para la salud mental, puesto que la luz del sol, el aire puro y el contacto con la tierra son necesarios para sentirnos bien. Es una respuesta evolutiva del ser humano, y necesaria para el buen vivir.

Tener poco contacto con la naturaleza es, sin duda, causa de infelicidad.

[También te puede interesar leer: Ensuciarse verdaderamente puede mejorar el ánimo, y estas son las razones]

Así que… ¿Qué estás esperando para cambiar estos malos hábitos y empezar a ser más feliz?


Otros

Salud

Estos signos demuestran que tu cuerpo le falta serotonina (pero así puedes r..

La falta de serotonina es un problema muy común en la actualidad y puede ocasionar compulsión, obesidad, depresión y ansiedad.

Salud

6 cosas que están destruyendo tu coeficiente intelectual sin que lo sepas

Algunas actividades diarias que afectan nuestro coeficiente intelectual sin que lo sepamos.

Entretenimiento

¿Por qué, según la ciencia, enojarte te hace subir de peso?

Conoce cómo es posible que el estrés o la vulnerabilidad psicológica reaccionen en tu cuerpo, generando una subida en el peso corporal.

share