Cookies!

Bioguia utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

Salud

Prueba esta técnica sexual para tener orgasmos más largos y placenteros

Quienes practican esta técnica sexual aseguran tener orgasmos más largos, intensos y placenteros. Qué es el surfing y cómo se practica.

Salud

Prueba esta técnica sexual para tener orgasmos más largos y placenteros

Quienes practican esta técnica sexual aseguran tener orgasmos más largos, intensos y placenteros. Qué es el surfing y cómo se practica.

Rocío Belén Suárez

22/11/2018

Dentro de las relaciones sexuales, el orgasmo es el momento clímax, la liberación física de la tensión sexual que se genera en el cuerpo cuando entra en esa fase de excitación. Por ser el momento de mayor placer, es natural que deseemos llegar a él.

Sin embargo, a veces “apurar” el orgasmo tampoco es una excelente idea. Todo el proceso de excitación hasta llegar al clímax es placentero, y si aprendemos a demorar la llegada y disfrutar en cada momento…. ¡Conseguiremos orgasmos mucho más intensos!

De eso, básicamente, se trata el surfing, la técnica sexual que permite tener los más poderosos orgasmos.

Conocer el cuerpo

El surfing no se trata solamente de potenciar el placer, sino también de conocer el cuerpo. Quienes practican esta técnica retrasan la llegada del orgasmo. Es decir, cuando están por llegar al clímax, se concentran en otras zonas de placer y retrasan el momento final.

Así, además de tener relaciones más largas, es posible descubrir cientos de puntos de placer en el cuerpo y mejorar las relaciones sexuales de forma integral.

Cómo se hace el surfing

Hay varias maneras de practicar el surfing en una relación sexual, para conseguir retrasar el orgasmo y, a la larga, tener mucho más placer.

Cambiar el estímulo

Una de las maneras de hacer surfing es, justo antes de llegar al clímax, dejar de estimular el clítoris para enfocarse en otra zona, como los pechos o el interior de los muslos. Allí también hay terminales nerviosas y la sensación seguirá siendo placentera.

Así, se retrasará el orgasmo pero se seguirá sintiendo placer durante más tiempo.

Pausa

Una de las maneras más sencillas de retrasar el orgasmo es tomarse una pausa en medio del placer. En ese tiempo puedes dedicarte a otro tipo de estímulos, como caricias o besos, que te permitan conectar con otras sensaciones.

Pensar en otra cosa

No olvides que el cerebro es el principal órgano sexual. Entonces, muchas mujeres eligen pensar en otra cosa para retrasar el orgasmo, o al menos, poner su mente en otro lugar distinto que su zona erógena.

Concentrarte en lo que está sucediendo, mirar a tu pareja a los ojos, intentar poner la mente en el contexto y no tanto en el placer, puede ser una manera de no dejarte llevar y hacer durar más tiempo las sensaciones.

Cuida el ritmo

Si nos dejamos arrastrar por el placer, lo normal (la reacción clásica de nuestro cuerpo) es acelerar el ritmo de los estímulos cuanto más cerca estamos del orgasmo.

Por eso, mantenerlo constante o incluso disminuir el ritmo ante más placer permite conseguir una explosión de placer mucho más intensa.

¿Te animarías a intentarlo?

Fuentes:

Clarín

Actitud Fem


Otros

Salud

Toda la verdad sobre los orgasmos múltiples y cómo conseguirlos

¿Las personas capaces de alcanzar varios clímax seguidos son especiales o puede lograrlo cualquiera? Esto es lo que siempre quisiste saber de este arte amatorio.

Salud

5 tipos de orgasmos y cómo alcanzarlos

La mujer puede disfrutar de diferentes tipos de orgasmos según la zona que se estimule. Si decides explorar tu cuerpo para conocerte mejor, estas variantes pueden ayudarte.

Salud

Ejercicios de suelo pélvico para mejorar tus orgasmos

Invertir cinco minutos al día en el desarrollo de estos ejercicios de suelo pélvico puede ayudarte a mejorar tus orgasmos y a dar un giro a tu vida sexual. ¿Quieres saber cómo?

share