Los estudios de investigadores chinos encuentran lotes de nuevos coronavirus en murciélagos. Muchos consideran es una respuesta a los recientes rumores, los cuales apunta que quizás el COVID-19 surgió en un laboratorio.

También te puede interesar: David Attenborough califica la crisis climática como un "crimen" que los seres humanos han cometido

Una investigación encabezada por la Universidad de Shandong

Los científicos recabaron muestras de murciélagos que habitaban en zonas boscosas, entre las fechas de mayo de 2019 y noviembre 2020. Se trata de casos con virus muy similares al causante del coronavirus.

Los descubrimientos se hicieron en la zona de Yunnan, al suroeste de China. Se tomaron muestras de las heces de ests animales. Igualmente, algunos fueron capturados y por medio de hisopos se ha analizado su saliva.

El resultado fue el hallazgo de 24 genomas similares al virus causante de la pandemia. Sobre todo, el hallado en el murciélago de herradura, cuyo nombre científico es Rhinolophus pusillus. Por lo tanto, es un posible agente infeccioso.

Ocurre que las muestras halladas en el Rhinolophus pusillus son la cepa más análoga al coronavirus. Lo que levanta de nuevo la hipótesis de que el virus pasó a los humanos a partir del consumo de estos animales.

La controversia sobre el origen del COVID-19

El gobierno norteamericano ordenó a sus agencias de inteligencia descartar las causas del virus. Por otra parte, se han levantado muchas sospechas ya que China se niega a una investigación plena de su laboratorio en Wuhan.

En el laboratorio de Wuhan se hacen estudios de virología. Se ha sabido que hubo casos de personas que, trabajando en ese lugar, tuvieron una enfermedad similar a la tuberculosis. Eso fue meses antes de los casos le mercado de Wuhan.

Los norteamericanos han insistido en que, quizás, el virus fue creado en un laboratorio y se escapó por accidente. Esta suposición ha sido duramente criticada por China, al considerarla una hipótesis maledicente y politizada.

Es así como, esta reciente investigación por especialistas chinos, parece demostrar que el COVID-19 si se gestó en animales como los murciélagos. Esto apunta a un agente patógeno natural que pasó a los humanos por contacto con animales.

Un virus que rápidamente se expandió por el mundo

Muchas naciones han padecido por esta enfermedad. Por ejemplo, sucede que la India supera los 25 millones de casos de coronavirus. Países como Italia sufrieron los embates iniciales, así como grandes urbes como Nueva York.

Es así como muchos desean saber cómo apareció el COVID-19. Lo cierto es que hasta ahora solo se tienen especulaciones, faltando aún encontrar la verdad en medio de un laberinto de posibilidades.

También te puede interesar: Un parque en Inglaterra le da la bienvenida a un pequeño rinoceronte blanco en peligro de extinción

¿Cuál será el origen de este virus? Se sabe que apareció en China, pero su detonante no está discernido. Solo resta esperar el resultado de nuevas pesquisas que delaten cómo fue su aparición y transmisión inicial a los humanos.

Fuente:

CNN