Cookies!

Bioguia utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

Vídeo

Por qué la melancolía puede ayudarte a superar una separación

Entender que es el final puede ayudarte a salir adelante en el peor momento

Vídeo

Por qué la melancolía puede ayudarte a superar una separación

Entender que es el final puede ayudarte a salir adelante en el peor momento

 

Daniel Morales

27/02/2019

Las relaciones pueden tener finales muy diversos. Pero si algo es seguro, es que a todos nos cuesta superarlo. Dejar atrás a nuestra pareja puede parecer muy difícil, sobre todo cuanto más reciente es la ruptura. Sin embargo, no es imposible. La psicología nos enseña que los recuerdos de los buenos tiempos pasados pueden ser la mejor herramienta para recomponernos.

Sigue leyendo para descubrir cómo esto puede hacerte sentir mejor.

[También te puede interesar: ¿Sólo es tristeza o estás deprimido?]

Durante mucho tiempo se creyó que la nostalgia era causante de depresiones. El patrón parecía lógico: no dejar de pensar en el pasado te llevaba a olvidarte del presente. Así, la depresión se justificaba por la frustración de no poder alcanzar la verdadera felicidad que creías haber tenido en el pasado.

Se creía que ese tipo de pensamientos llevaba a las personas a sentir que estaban atrapadas en la realidad actual, por lo que desde su punto de vista sólo les quedaba vivir a través de los recuerdos. Al estar estancadas en otro tiempo, creerían que no podrían cambiar el orden de las cosas para enmendarlas. Así, el daño ocasionado por una separación parecería irreparable.

Sin embargo, esta forma de pensar las cosas ha cambiado. Hoy se piensa en la melancolía como algo esencial para seguir adelante.

¿Quieres saber por qué?

Se ha descubierto que la melancolía es una forma de enfrentar el pasado y luchar contra él. Ese sentimiento tiene la capacidad de ayudarnos a quitar una capa oscura que cubre el futuro. Así, gracias a los recuerdos, podemos empezar a construir algo positivo. Después de todo, si sucedió algo tan bueno, ¿por qué no puede volver a ocurrir?

Cuando recordamos el pasado, nuestra mente nos transporta a los días felices, esos en los que nunca había peleas. Es por eso que sentimos que toda la relación fue perfecta. Sin embargo, Nancy Kalish, de Psychology Today, recomienda comparar los días buenos de los últimos seis meses con los malos. Usualmente esa es la época en la que nadie sabe por qué sigue en el relación y lo malo pesa mucho más.

Incluso al intentar superar la pérdida de un ser querido, la melancolía es básica para salir adelante y entender que no se trata de olvidar a alguien, sino de poder vivir con su recuerdo y no con su presencia física.

Lidiar con el pasado puede ser complicado. Como ves, la melancolía puede ser la mejor herramienta para mirar atrás y sonreír por lo que viene adelante.

¿Te parece interesante este enfoque? ¡Compártelo con tus amigos!

Fuente:

Psychology Today

share