Alimentación

Cómo hacer masa madre: la mejor receta para pan artesanal

Los panes artesanos de toda la vida están elaborados con masa madre, por eso te mostramos la mejor forma de hacerla en casa.

Cinthya Ortega

Actualizada 04/01/2021

Cómo hacer masa madre: la mejor receta para pan artesanal

Alimentación

Cómo hacer masa madre: la mejor receta para pan artesanal

Los panes artesanos de toda la vida están elaborados con masa madre, por eso te mostramos la mejor forma de hacerla en casa.

Cinthya Ortega

Cómo hacer masa madre: la mejor receta para pan artesanal

Elaborar un pan en casa puede parecer algo difícil, pero la verdad es que solamente requiere de paciencia. Desayunar con una hogaza de pan casero, siempre será un recuerdo que lleva a la niñez. Sin embargo, hoy en día la masa madre también forma parte del consumo responsable, por eso hablaremos sobre cómo hacer masa madre y la mejor receta para un pan artesanal.

Masa madre: ¿Qué es?

masa madre

Antes de aprender a elaborar un pan primero se debe saber sobre masa madre qué es. Se trata de un fermento conformado por agua y por harina. Que no posee ninguna clase de levadura agregada. Dentro de la misma harina existen múltiples bacterias y también levadura, provocando así la fermentación de la masa de forma espontánea.

Una forma tan antigua de fermentación como lo es esta, ofrece un aroma y un sabor especial a la masa, ayudando a mantener el control de su acidez. Elaborar la masa madre para pan es algo muy sencillo, y también lo es su conservación. Toda persona que desee comenzar con la elaboración de panes, es capaz de preparar esta base sin tener ningún conocimiento determinado. Lo que si se requiere es algo de paciencia, ya que se trata de un procedimiento lento.

Receta de masa madre

Una de las más recomendadas masa madre recetas, es la que se hace de forma natural sin agregar levadura. Hay que tener en cuenta que esta masa necesita de atención semanal, puesto que será necesario alimentarla para evitar que se dañe.

No se requiere de muchos ingredientes, solamente harina preferiblemente integral y agua. Existen muchas maneras de conseguir que un producto como este sea natural, y cada una de ellas implica el uso de agua y de harina. Teniendo presente que se debe estar en un ambiente equilibrado, donde las bacterias de la misma harina convivan y se desarrollen de manera cómoda.

Normalmente el procedimiento se demora como máximo unos 5 días como máximo. Pero no hay de qué asustarse, ya que diariamente solo se le debe dedicar unos minutos a dicha preparación.

Primer día: Mezclar el agua y la harina integral

harina integral

Harina: Se puede usar harina que provenga de cualquier clase de cereal, bien sea avena, trigo, entre otros. Sin embargo, la harina deberá ser integral, puesto que la levadura se encuentra es en las cáscaras que cubren los cereales, y las harinas refinadas no las poseen.

Agua: El agua proveniente del grifo posee grandes cantidades de cloro, por lo tanto eso podría ser perjudicial para el procedimiento. Aun así, no significa que no se pueda usar. La única precaución que se debe tomar en este caso, es dejar reposar el agua del grifo antes de usarla. De todas maneras, lo recomendable es usar agua mineral y necesita estar a una temperatura ambiente.

Acerca del recipiente: Un recipiente apropiado para hacer masa madre, es uno que tenga más altura que medidas de ancho. Esto se debe a que la masa requiere de más espacio para desarrollarse. Podría emplearse un recipiente que sea de vidrio o en su diferencia de plástico, cualquiera de estos materiales es perfecto para esta preparación.

Cantidades: Mezclar la misma cantidad de harina que de agua, correspondiente al volumen. En otras palabras, se toma medio vaso de la harina integral y se añade al recipiente. Hecho esto, se añade medio vaso de agua a la harina dentro del recipiente. Luego se remueve todo hasta obtener una masa que sea homogénea.

Reposo: Tapar el recipiente con un trapo que se encuentre limpio, aunque también se podría usar papel de cocina o cualquier otro elemento. La masa tendrá que reposar por 24 horas a temperatura ambiente. Preferiblemente debe ser un sitio con una temperatura que varíe entre los 20 y los 22 grados. Hacer esto permitirá que las bacterias y la levadura se desarrollen apropiadamente.

Segundo día

Para el segundo día de preparación se deberá añadir harina como refuerzo, un poco más de agua y un toque de azúcar.

Probablemente no se observe demasiada diferencia entre el primer y el segundo día de la masa madre, pero no será necesario asustarse. Ahora se debe agregar medio vaso de harina de refuerzo, sumando también medio vaso de agua y también una cucharadita de azúcar. Mezclar hasta que cada uno de los ingredientes se haya incorporado apropiadamente. Dejar reposar en las mismas condiciones que en el día anterior por 24 horas más.

[También te puede interesar: Recetas fáciles con masa madre para resolver desayuno, merienda y cena de forma sana]

Tercer día: Agregar harina de refuerzo y más agua

Pan de masa madre

Una vez que hayan transcurrido dos días de la fermentación, la apariencia de la preparación se observará muy distinta. Será posible observar burbujas en toda la parte de arriba, habrá incrementado su volumen y tendrá un aroma ligeramente acre, pero que no es desagradable.

Dicho aroma será una señal muy positiva, y será un indicativo de que la preparación ha iniciado a activarse apropiadamente. A partir de este momento se debe agregar medio vaso de la harina de refuerzo, sumando también otro medio vado de agua. Integrar todos los ingredientes y la preparación se dejará reposar nuevamente en las condiciones mencionadas, 24 horas más.

Cuarto día

Retirar el líquido de la parte superficial y agregar más harina de refuerzo.

La apariencia de la preparación en cuestión habrá cambiado un poco, y todavía tendrá esas pequeñas burbujas en la parte superficial. Se observará un líquido de color marrón en la parte de arriba, se deberá retirar con mucho cuidado usando alguna cuchara, y se desechará. Ese líquido de color marrón es un agua que contiene algunos azúcares que provienen de los cereales que se han fermentado.

En este instante la preparación estará por el camino correcto, pero será necesario que hacer que se espese un poco añadiendo medio vaso de la harina de refuerzo. Remover hasta que todos los ingredientes estén incorporados adecuadamente, y de nuevo se deja reposar la preparación 24 horas.

Quinto día

Al llegar el quinto día de la preparación, esta estará completamente lista para ser usada. Tendrá una apariencia cremosa, con muchas burbujas en su superficie y su aroma será levemente ácido. Partiendo de este instante, el producto final podrá ser utilizado para panes, productos de bollería, entre otros.

Beneficios de hacer pan con masa madre

pan de masa madre

Saber acerca de la masa madre beneficios es algo importante, no simplemente es una preparación con una amplia versatilidad, también es una forma de aplicar el consumo responsable. Además de eso consumir preparaciones hechas con masa madre es bueno para la salud.

Posee ácido láctico: Panes que han sido elaborados con una base como esta poseen mayores cantidades de ácido láctico, comparados con los panes que son hechos con levadura. Mayores cantidades de ácido láctico mejora la digestión, al igual que la absorción de los minerales.

Mejor digestión: Esta clase de preparación ayudan a predigerir el almidón que se encuentra dentro de los cereales, facilitando así la digestión de los alimentos.

Menos cantidad de gluten: Preparar pan con una base como esta requiere de mucho tiempo, pero este es un factor que hará que el gluten se descomponga fácilmente. Logrando que se convierta en aminoácidos dentro del organismo.

Bajo índice glucémico: Puede que muchas personas eviten consumir pan, ya que tienen problemas con el peso. Evidentemente el pan industrial provoca esta clase de inconvenientes, pero esto no suele ocurrir con panes que son elaborados con masa madre. Consumir pan de masa madre no engorda cuando es consumido correctamente, y cuando es combinado con alimentos sanos.

Minerales y muchas vitaminas: La composición de una masa como esta es tan complicada que incluye diversos nutrientes. Dentro de estos están las vitaminas del grupo B, vitamina E, minerales como el potasio, el hierro y otros más. Aparte de esto, posee un impresionante equilibrio entre las proteínas y los ácidos grasos.

Conservación natural: Cuando se elaboran panes con una masa como esta, estos permanecerán en óptimas condiciones por un largo tiempo. Mientras se mantengan cubiertos con un trapo limpio y que sea de algodón, podrán durar hasta 4 días en perfectas condiciones. Mayormente, los panes que se adquieren en el supermercado, necesitan de conservantes artificiales. No obstante, cuando están hechos de masa madre, se inhibe el desarrollo del moho.

Mejor textura y sabor: Elaborar panes con esta base mejorará su sabor y también su textura, ya que tanto la levadura como las bacterias son naturales. Las cuales intervienen desde el comienzo en procedimiento de elaborar el pan, y su fermentación le ofrecerá una mayor cantidad de fibra.

Fuente:

Directo al paladar

Recetas de rechupete

Ok diario


Otros

Alimentación

Sandía: una fruta refrescante con muchos beneficios

Esta fruta es una de las más refrescantes y beneficiosas de todas. Sus múltiples propiedades la convierten en una fruta que todos deben conocer.

Ambiente

Cómo se clasifican los tipos de ecosistemas del planeta

Establecer los tipos de ecosistemas es una herramienta que le permite al ser humano, comprender mejor cualquier lugar del planeta.

Alimentación

Conoce estas dos recetas fáciles y saludables de pan dulce para las fiestas

Comer delicioso y cuidar la alimentación no son conceptos antónimos, con estas recetas es posible tener ambos. Descubre estas deliciosas recetas.

share