¿Alguna vez has sentido que no te alcanza el tiempo para todo lo que tienes que hacer? Si, además, te sientes agotado o dejas tareas inconclusas, quizás sea momento de que te organices para sacar partido a tu día.

[También te puede interesar 6 hábitos saludables para incorporar a tu rutina diaria]

Conoce las claves que te ayudarán a aprovechar mejor tu tiempo y ser más productivo. Además de concluir todas tus tareas, podrás disfrutar de momentos de ocio y sentirte bien.

1. planifica

Una buena planificación es la clave para que aproveches tu tiempo al máximo. Ten siempre una agenda y lleva un control de las tareas para cada día. Si puedes, adelántate y planifica la semana o el mes completo.

Mujer sentada escribiendo en agenda

Te resultará más fácil organizarte y saber cuándo es momento de trabajar o de tomarte un descanso. Registra todo: reuniones, llamadas, estudio, tareas pendientes y hasta tiempo de ocio. ¡Apúntalo para que no se te olvide!

2. establece prioridades

Determina cuál será la prioridad para cada día. Una buena opción es definir de dos a tres prioridades y darles importancia lo más temprano que puedas. Así, durante el resto del día, podrás relajarte y enfocarte en cosas menos urgentes.

3. evita las distracciones

Las redes sociales, por ejemplo, pueden distraernos y desviar nuestro foco. Los estímulos externos suelen captar nuestra atención y fomentar la procrastinación. Evítalos silenciando las notificaciones o yéndote a otra habitación, en la que puedas disfrutar de un ambiente tranquilo.

4. descansa cuando lo necesites

mujer caminar feliz

Recuerda reponer energías, ¡tu bienestar está primero! Una manera de prevenir el estrés es haciendo pausas cuando te sientas cansado. Una siesta de 30 minutos, una caminata por el parque o un café en un ambiente pacífico te dará ese empuje que buscabas.

5. ponte objetivos s.m.a.r.t.

El término S.M.A.R.T. proviene del inglés y significa "inteligente". Sin embargo, sus iniciales son un juego de palabras: Specific (específico), Mesurable (medible), Achievable (alcanzable), Realistic (realista) y, por último, Timely (basado en el tiempo).

Establecer objetivos inteligentes es sinónimo de enfocarse en aquello que realmente puedas cumplir. Te mantendrá motivado y enfocado en un propósito específico.

6. divide las tareas difíciles en pequeñas partes

Dejar tareas inconclusas no sólo desvía la atención, sino que también te quita energía. Si un objetivo te parece demasiado grande, divídelo en pequeñas tareas que sí puedas concluir en un plazo considerable.

[También te puede interesar Sigue estos consejos para comenzar bien el día y aumentar la productividad]

7. cuida tu salud

Alimentarte bien y realizar actividad física es fundamental para tener la energía que necesitas para tu rutina diaria. Respeta todas las comidas y libera tensiones practicando tu deporte favorito.

¿qué otros tips agregarías? ¡cuéntanos!