Cookies!

Bioguia utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando entendemos que aceptas nuestra política de cookies.

Tendencias

5 estereotipos que siempre hemos aceptado ver en el cine y la tv

El cine es un arte hermoso, pero la industria está cargada de estereotipos que generalmente no se discuten. ¿Te habías puesto a pensar en ellos?

Rocío Belén Suárez

28/09/2018

Tendencias

5 estereotipos que siempre hemos aceptado ver en el cine y la tv

El cine es un arte hermoso, pero la industria está cargada de estereotipos que generalmente no se discuten. ¿Te habías puesto a pensar en ellos?

Rocío Belén Suárez

Esa sensación de empezar a ver una película y ya saber cómo termina nos ha pasado a todos. Es que en general, la industria del cine repite los modelos que han funcionado.

Y si vamos a decir la verdad, tampoco hace tan mal: al final, la mayoría de nosotros terminamos consumiendo películas “cliché” porque nos entretienen.

El problema no es tanto la falta de originalidad en las tramas, sino los estereotipos que el cine va, poco a poco, generando. La repetición de ciertos personajes, con ciertas características, termina haciéndonos creer que son reales, aunque sean inventos.

Estos son algunos de los estereotipos que estamos acostumbrados a ver en el cine, y que hemos aceptado casi sin chistar.

1. El hombre que rescata y da sentido a la vida de la mujer

El clásico de Disney: la princesa que no puede resolver su vida por sí sola, y necesita de un príncipe azul que la rescate.

El rol de las princesas de Disney, hoy en día, suele ser cuestionado. Pero no son esas las únicas películas que repiten ese estereotipo.

Pensemos, por poner algunos ejemplo, en Mujer Bonita (donde la prostituta es salvada de la vida en la calle por un millonario que se enamora de ella) o Crepúsculo (la joven anodina que pasa a tener una vida con sentido gracias al vampiro controlador, al que le entrega su vida- literalmente).

[También te puede interesar: 5 películas que muestran el rostro oculto del amor]

El cine está lleno de mujeres cuya vida cobra sentido sólo con la aparición de un hombre.

2. El amigo “simpático”

En general, quien protagoniza una película tiene ciertas cualidades: belleza, elegancia, delgadez, heterosexualidad, piel blanca. Sea hombre o mujer, se rige casi sin excepciones bajo esas normas.

Pero claro, hay que mostrar diversidad también. Ese es el rol del amigo o amiga “que divierte”. El humor sí, parece estar reservado para ellos. O, en su defecto, que es la reserva moral del protagonista, al que siempre le cuesta tomar decisiones.

La amiga gordita y ñoña (¡Cómo olvidar a nuestra querida y nunca ajusticiada Barb!), el amigo gay que se la pasa haciendo chistes, o el negro agradable y de buen corazón.

En general, todo el que no forma parte de ciertos cánones tiene reservado eternamente el papel secundario.

3. El “patito feo”

Es un estereotipo muy común: una muchacha “fea” y acomplejada que en algún momento decide hacer un cambio y le demuestra a todo el mundo que en realidad era hermosa. El patito que en realidad era un cisne.

Lo terrible es que, siempre, ese cambio viene asociado al éxito. De chica anodina, a Reina de la película. Como si la belleza, para la mujer, fuera la única herramienta posible para lograr los objetivos. Y, mientras es “fea” y aburrida, no vale la pena.

Sólo por citar algunos ejemplos: Diario de una Princesa, Chicas Pesadas, o El Diablo viste a la Moda, Mujer Bonita, Betty la Fea….

[También te puede interesar: Miles de mujeres en el mudo se están oponiedo a esta serie de Netflix y este es el motivo]

4. Las mujeres siempre hablan de hombres y se pelean por ellos

El Test de Bechdel tiene tres preguntas que determinan si una película es machista o no:

¿Tiene al menos dos mujeres en pantalla?

¿Hablan entre ellas?

¿Hablan de algo que no tenga que ver con un hombre?

En general, muy pocas películas lo pasan. Es que el cine nos ha hecho creer que de lo único que hablamos las mujeres es de hombres.

Pero lo peor, es que también nos ha enseñado que luchar con otra mujer por el amor de un muchacho vale la pena. Que hay que sacarse los ojos, y vencer. Que hay que ganarle a esa linda y popular perra.

La sororidad es, sin dudas, un tema que ha quedado bastante excluído del cine.

[También te puede interesar: 3 preguntas que te dirán si las películas que ves son machistas]

5. Las mujeres exitosas son malvadas

El Diablo Viste a la Moda es, quizá, el ejemplo más claro de este estereotipo, que en realidad aparece en el cine continuamente.

La mujer, de acuerdo a los estereotipos impuestos por la gran pantalla, tiene dos caminos: ser madre y señora de la casa, amable y sumisa; o ser exitosa, amargada, estar sola y ser malvada.

Cuando una película muestra a una mujer que decide seguir sus sueños de éxito, en general está condenada a dejarlo todo por ello: el amor, la familia, el corazón.

Más que una idea inocente, se parece a una amenaza: este es el costo que deberás pagar si quieres triunfar, mujer.

[También te puede interesar: 10 películas feministas que deberías ver]

¿Recuerdas otros estereotipos que hayas visto en el cine o la TV?

Fuentes:

Vix

Guioteca


Otros

Entretenimiento

La película que está logrando derribar los prejuicios más absurdos que aú..

Simplemente hay que verla antes de hablar.

Entretenimiento

10 películas feministas que deberías ver

En estas obras del séptimo arte, mujeres fuertes aparecen como protagonistas indiscutidas.

Entretenimiento

El poema de Charles Chaplin que aún hoy sigue cambiando la vida a quienes lo ..

"Cuando me amé descubrí el poder de lo que puedo hacer"

share