Opinión

El equilibrio entre el pasado y el futuro, una reflexión sobre la fidelidad

Ante lo inesperado y volátil del futuro, la fidelidad se presenta como un ancla a nuestros recuerdos, costumbres y relaciones. Esta reflexión recorre esas experiencias e invita a amar con libertad.

Edgardo Caramella

24/11/2020

El equilibrio entre el pasado y el futuro, una reflexión sobre la fidelidad

Opinión

El equilibrio entre el pasado y el futuro, una reflexión sobre la fidelidad

Ante lo inesperado y volátil del futuro, la fidelidad se presenta como un ancla a nuestros recuerdos, costumbres y relaciones. Esta reflexión recorre esas experiencias e invita a amar con libertad.

Edgardo Caramella

El equilibrio entre el pasado y el futuro, una reflexión sobre la fidelidad

El tiempo nos mantiene suspendidos entre un pasado que ha dejado de ser y un futuro que todavía no es. La propia repetición de esta situación nos muestra que aquello que dura o se repite solamente se reproduce si hay cambio. Además, como no hay nada que comience que no tenga que terminar, lo real siempre resulta ser nuevo y el mundo se presenta como una novedad absoluta y constante.

En consecuencia, podríamos afirmar que el futuro siempre es y será infiel y volátil. Lo difícil es comprender que para convivir con lo inquietante del futuro y lo ya conocido del pasado, precisamos un elemento: el olvido.

[También te puede interesar: Construir una sociedad mejor desde la virtud de la urbanidad]

mujer pensativa

Epicuro afirmaba que en el movimiento del tiempo existe el puerto de la memoria. Sin embargo, debemos reconocer que el olvido puede ser un puerto más seguro y, en primer término, una especie de solución fácil.

Ahora bien: para poder ser fieles, primero debemos recordar. Los pensamientos o experiencias vividas corren el gran riesgo de perderse si no hacemos el esfuerzo de conservarlos. Olvidar puede ser una solución, pero el recuerdo, la memoria y la fidelidad a lo vivido nos permiten el análisis, la observación en perspectiva y el aprendizaje necesario que favorece la superación.

Además, guardar en un lugar de fácil acceso las experiencias gratas -casi siempre ligadas al amor- a las cuales volver para saborearlas, es valioso en tanto esas memorias van ofreciéndonos sabores diferentes a medida que el tiempo pasa. Nuestra perspectiva de análisis incluso puede cambiar al evocarlas.

Aquí podríamos incluir la fidelidad como una virtud, la de la potencia de la memoria. La memoria reflexiva que de la mano de la fidelidad nos conduce al camino del autoconocimiento. No existe pensamiento sin fidelidad y sin la acción que conlleva hacerlo: para pensar, no solo hay que recordar, sino querer recordar.

mujer escribe cuaderno parque.jpg

Entre las fidelidades, hay una muy vinculada a la preservación de las antiguas tradiciones: es la del que se compromete en la transmisión del conocimiento recibido, sin alterarlo. Esta fidelidad logró traer hasta nosotros saberes que se habrían perdido en el implacable desgaste del tiempo.

[También te puede interesar: Preservar los rituales para estar conectados y comunicados]

Hay otra fidelidad que tenemos más presente, y es la que afecta a las relaciones afectivas interpersonales. Muchísimo se ha dicho, escrito, filmado, representado en infinitas obras teatrales y experimentado en tantos vínculos como seres humanos han existido, que no me siento capacitado para sumar más opiniones o reflexiones. Además, cada ser humano es un conjunto de sensibilidades, interpretaciones y niveles de conciencia tan singulares que, sumadas a las culturas y paradigmas sociales que influyen sobre ellas, sería imposible ordenarlas en forma de comportamientos.

pareja besandose

Podemos concluir pensando que tal vez el verdadero amor infiel es el amor olvidadizo. El amor que reniega de lo que ha amado y busca no recordar, porque si lo hace se detesta y no consigue estar en paz. Preguntarnos, sin certeza de tener la respuesta, ¿será verdadero amor...?

Más que respuestas, prefiero fortalecer la memoria y la fidelidad que de ella surge, y decir entonces: eres libre de amarme tanto como desees, propongámonos no olvidarnos.


Otros

Opinión

Descubre el poder del lenguaje para construir otros futuros posibles

El lenguaje determina la forma en que pensamos nuestro presente y moldeamos el futuro. Por eso es importante repensar cómo nos contamos para construir el porvenir que buscamos.

Entretenimiento

'Besa el suelo', un documental acerca del cambio climático para reflexionar

Un revolucionario grupo de activistas, científicos, granjeros y políticos se reúnen en un movimiento global de “Agricultura Regenerativa” que podría balancear nuestro clima, reabastecer nuestras fuentes de agua y alimentar al mundo.

Tendencias

Cuáles son los beneficios de acariciar a un gato

Tener una mascota es algo especial. Respecto a los felinos, estos son muy particulares debido a su personalidad. Tocarlos es una sensación muy positiva.

share